Rescate

(+56) 22910 9911

Mesa Central

(+56) 22210 1111

Un nuevo enfoque para la atención de los pacientes críticos

Rehabilitación Transdisciplinaria:

Un nuevo enfoque para la atención de los pacientes críticos

04/09/2018
2 min lectura

Compartir en:

La atención a los pacientes de las unidades de cuidados intensivos es objeto de un constante análisis y revisión de sus procedimientos en todo el mundo, tarea en la cual se están desarrollando nuevos enfoques en los roles de los equipos de salud, así como en la relación con los enfermos y su entorno familiar.

En los temas que destacan como tendencia están la humanización y la importancia de la comunicación en el proceso de rehabilitación, las funciones que debe ejercer el médico intensivista, las terapias integradas y las maneras más efectivas de medir el funcionamiento físico, así como el control de la depresión y la ansiedad en quienes se encuentran en esta condición.

“El desafío es cómo empezamos a romper las barreras entre cada una de las diferentes áreas de quehacer clínico, para generar esta mirada absolutamente transversal en los equipos de salud al servicio de lo que el paciente necesita”, explica la doctora Tania Gutiérrez, médico Jefe Medicina Física y Rehabilitación de Clínica Alemana.

Con el fin de actualizar los conocimientos en esta área, el Servicio de Medicina Física y Rehabilitación y el Departamento Científico Docente de Clínica Alemana, realizaron el curso “Rehabilitación Transdisciplinaria del Paciente Crítico”, que contó con la participación de Dale Needham, Professor of Pulmonary and Critical Care Medicine and Physical Medicine and Rehabilitation de Johns Hopkins University, actividad que se realizó el 24 y 25 de agosto en el Aula Magna de la institución.

“La experiencia que está teniendo John Hopkins, así como otros centros tanto en Chile como en el extranjeroen el sentido de tratar de generar esta nueva perspectiva de diseñar la salud con, y en conjunto, con nuestros pacientes,está implicando romper ciertos paradigmas”, explica la especialista sobre el trabajo en el que intervienen profesionales como intensivistas, internistas, geriatras, fisiatras, neurólogos, kinesiólogos, enfermeras, fonoaudiólogos, terapeutas ocupacionales, entre otros.

Entre los temas en análisis está la conveniencia y factibilidad de tener una “UCI de puertas abiertas”. Éstos son una realidad en distintas partes del mundo e implican medidas concretas como establecer un horario de visitas más largo, un mayor respeto por el ciclo de sueño, el manejo de los niveles de ruido dentro de marcos recomendables para la recuperación e, incluso, autorizar el ingreso demascotas para estimular la mejoría. Todas acciones respecto de la cuales Johns Hopkins University ha acumulado una rica experiencia.

“Existe un sinnúmero de posibilidades que son de costo cero, y que implican un cambio de mentalidad a nivel clínico, de todos nosotros”, indica la doctora Gutiérrez en relación a las estrategias con las cuales se pueden abordar desde acciones de intervención preventiva como la movilización temprana en la UCI, hasta conocer el impacto final de la estadía de quienes han sido atendidos.

La perspectiva transdisciplinaria

En una perspectiva más teórica de los modelos de atención de los pacientes críticos, el enfoque transdisciplinario se plantea como una nueva etapa que profundiza tanto el esquema multidisciplinario –es decir, una sumatoria de trabajos en conjunto– e interdisciplinario, donde los diferentes equipos están alineados con una meta común al servicio del paciente.

“Hoy nuestro desafío es la transdisciplina, que implica generar otra realidad que traspase las áreas de cada uno e incorpore, como un igual, las necesidades del paciente y su familia. Por eso, la invitación es a rediseñar cómo concebimos lo que es la entrega de salud en nuestra organización”, indica la especialista. Por ello, el encuentro contó con la participación de familiares de personas atendidas en la UCI de Clínica Alemana para exponer su experiencia.

“El desafío es cómo empezamos a romper las barreras para generar esta mirada absolutamente transversal en los equipos de salud al servicio de lo que el paciente necesita. Ahí, por primera vez, se nos declara como un deber el incorporar las necesidades del paciente, como un otro yo absolutamente protagónico, y al mismo nivel, que un clínico o un equipo de salud”, señala la especialista.