Rescate

(+56) 22910 9911

Mesa Central

(+56) 22210 1111

Nuevo tratamiento con láser para hemangiomas infantiles

Nuevo tratamiento con láser para hemangiomas infantiles

11/02/2005
2 min lectura

Compartir en:

Clínica Alemana cuenta con una innovadora técnica para tratar hemangiomas infantiles. Se trata del Láser de Colorantes Pulsado (LCP), con el que se pueden atenuar o incluso eliminar estas lesiones en niños de pocos meses de edad, sin producir daño en su piel.

¿Qué son los hemangiomas?

Son los tumores blandos más frecuentes de la infancia y corresponden a una proliferación endotelial, es decir, a una lesión tumoral de los vasos sanguíneos. Si bien su causa es desconocida, se ha observado que hay una mayor incidencia en prematuros y en menores con bajo peso al nacer.

El dermatólogo de Clínica Alemana doctor Jaime Pérez Wilson explica que este láser actúa bajo el principio de la foto-termólisis selectiva, es decir, emite una longitud de onda que es captada por la hemoglobina contenida en los glóbulos rojos, produciéndose así la destrucción térmica selectiva de los vasos sanguíneos presentes en el hemangioma. De esta forma, disminuye el tumor sin alterar la estructura cutánea que lo rodea, por lo que no quedan cicatrices.

La ventaja de este método es que es seguro y efectivo. Se utiliza en lesiones que se encuentran en etapas precoces o superficiales, ya que la penetración del láser en la piel es de uno a dos milímetros de profundidad.

¿Qué tipos de tumores se pueden tratar?

El especialista aclara que 'el láser se puede utilizar cuando el hemangioma está en su fase proliferativa, especialmente aquellos ubicados en la zona periorificial, ya sea alrededor de la boca, fosas nasales, ojos y conducto auditivo, además del área perianal. Es importante efectuar este procedimiento porque si la alteración crece, puede llegar a obstruir estos orificios y provocar riesgos en las funciones vitales del niño'.

También se puede usar cuando el tumor está ulcerado, ya que en estos casos el láser acelera su curación y hace que disminuya el dolor en el paciente. Además, se puede emplear para atenuar lesiones que quedan en la piel luego de la desaparición espontánea del hemangioma, como telangiectasias (vasitos sanguíneos dilatados), eritema residual (mancha roja), atrofia epidérmica o cicatrices.

Ahora bien, siempre es recomendable tratar esta alteración cuando se presenta en el rostro, para que no se generen problemas estéticos que puedan provocar traumas psicológicos en los niños, especialmente cuando entran al colegio.

¿Cuándo intervenir?

El doctor Pérez Wilson señala que los hemangiomas se presentan entre el 1.1 y 2.6% de los recién nacidos y, dentro del primer año de vida, esta incidencia aumenta al 10-12% de los menores. Si bien en la mayoría de los casos, este tumor desaparece en forma natural, no es infrecuente que queden lesiones.

'Por este motivo gracias a esta técnica los especialistas cuentan con una nueva alternativa terapéutica, especialmente en aquellos hemangiomas superficiales delgados (menores a tres milímetros), periorificiales y en los casos de hemangiomas ulcerados. Por otro lado, si se deja que el tumor involucione espontáneamente, en el 50-60% de los casos quedan secuelas que pueden ser relevantes'.

¿A qué edad se realiza este procedimiento?

Si la lesión es pequeña y se utiliza anestesia local, se puede comenzar durante las primeras semanas de vida. Ahora bien, si el tratamiento requiere anestesia general, los niños deben tener sobre tres meses de edad.

Habitualmente se requieren entre tres y seis sesiones, pero éstas pueden aumentar dependiendo de cada caso. Los primeros días después de efectuado el procedimiento es necesario colocar fotoprotector en la zona expuesta, un antiinflamatorio tópico y si hay costras se aplican antibióticos tópicos.

'Los cambios no son evidentes de forma inmediata. Después de la intervención, los pacientes tienen una reacción purpúrica postoperatoria en la zona tratada que dura alrededor de 15 a 21 días, lo que es esperable y transitorio. Luego se empieza a atenuar la lesión y se puede lograr una aclaración importante y a veces completa', concluye el dermatólogo.