Pie plano: También puede aparecer en la adultez

Pie plano: También puede aparecer en la adultez

29/01/2011
1 min lectura

Compartir en:

El uso de plantillas es muy común en los niños con pie plano. En general, se debe a que tienen hiperlaxitud ligamentosa, por lo que este cuadro es conocido como pie plano laxo infantil, y en la mayoría de los casos, se corrige en pocos años. Pero esta patología también puede ser adquirida y aparecer entre los 50 y 70 años.

El pie plano adquirido tiene diferentes causas: neuromusculares, secundarias a un trauma y malformaciones congénitas, entre otras. El doctor Cristián Ortiz, traumatólogo y jefe del Equipo de Pie de Clínica Alemana, especifica que “la causa más común es la insuficiencia del tibial posterior y se debe a un desgaste de las estructuras de soporte. En estos casos se rompe un tendón y ocurre un aplanamiento progresivo del arco”.

A diferencia del pie plano infantil -que generalmente no presenta síntomas ni necesita tratamiento- el pie plano adquirido empieza a producir deformidad y dolor progresivos, con dificultad para la marcha. Incluso, algunas personas pueden llegar al extremo de no poder caminar ni apoyar el pie. 

No hay malos hábitos que incidan en la aparición de esta enfermedad en los adultos, pero sí algunos factores predisponentes, como la obesidad. Así, esta sobrecarga de peso dirigida a los pies aumenta el dolor, principal síntoma que se manifiesta al caminar o estar de pie por mucho tiempo, y es más habitual en la cara interna del pie. Otras manifestaciones son molestia al ponerse en puntillas y desviación hacia el lado del talón.

El tratamiento de pie plano consiste, generalmente, en el uso de plantillas. “La mayoría de los pacientes (adultos y niños) controla sus síntomas con zapatos adecuados y plantillas. Estas últimas sólo se indican cuando hay dolor, ya que en ningún caso corrigen la deformidad. Tiene éxito en la mayor cantidad de pacientes, pero en algunos casos, el cuadro sigue empeorando y requieren una cirugía, la que tiene éxito en el 90% de quienes la reciben”, afirma el especialista.

Departamento de Traumatología
Teléfono: 210 1014