Rescate

(+56) 22910 9911

Mesa Central

(+56) 22210 1111

Consejos para prevenir la halitosis

Consejos para prevenir la halitosis

28/08/2012
1 min lectura

Compartir en:

Alrededor del 90% de los casos de halitosis tiene un origen bucal. El resto se produce por una anomalía en la vía aérea superior, es decir, problemas sinusales, de adenoides o amígdalas.

 

Cuando se trata de problemas bucales, es común que se produzca en el dorso posterior de la lengua, debido a compuestos volátiles sulfurados que emiten ciertas bacterias desde su metabolismo -específicamente las anaerobias gram negativas- (partículas de comida que quedan en la boca).

 

Asimismo, puede ocasionarse por el consumo de tabaco y café, o por una alimentación rica en proteínas, cebolla y ajo, entre otros.

En estos casos, algunas recomendaciones son:

-Limpiar los dientes después de comer, cepillarlos es lo mejor, pero cuando es imposible hacerlo, masticar chicle sin azúcar o hacer enjuagues bucales durante 30 segundos puede ayudar a erradicar las partículas de comida de la boca.

 

-Usar hilo de dental, por lo menos, una vez al día, ya que retira la comida en descomposición que queda entre los dientes.

 

-Limpiar el dorso de la lengua, ya que el moco que se produce del goteo nasal posterior, puede descomponerse en esta zona (cara superior). Para retirarlo, se puede usar un raspador lingual o cepillar la lengua con la escobilla de dientes.

-Tomar agua o masticar chicle. Cuando la boca está seca no hay suficiente saliva para despejar los restos de comida.

 

-Limpiar a diario las dentaduras postizas, ya que albergan partículas de comida y bacterias.

-Restringir los alimentos y las bebidas que causan mal aliento: entre los peores están las cebollas, el ajo, el café y el alcohol.

 

Cuando estas medidas simples no mejoran la halitosis, se recomienda consultar al especialista, ya que la halitosis podría relacionarse con alguna enfermedad como periodontitis, bronquitis crónica, sinusitis o algún problema de garganta.

 

También puede ser debido a enfermedades peridontales, producto de un aumento de bacterias que infectan la encía. Otros casos son causados por caries u obturaciones desbordantes que provocan que se acumulen alimentos en ciertos lugares, produciéndose su descomposición. Se ha visto que la sequedad en la boca debido al ayuno o por consumo de fármacos como los ansiolíticos también afecta.

 

* Este artículo se realizó con la colaboración del odontólogo de Clínica Alemana Diego Jiménez.

 

Serviciode Odontología

Teléfono: 2101313