Niños y mascotas: ¿Cómo prevenir lesiones y enfermedades?

Niños y mascotas: ¿Cómo prevenir lesiones y enfermedades?

29/09/2021
2 min lectura

Compartir en:

Las mascotas son parte de cada una de las familias que eligen tenerlas. Y es que, no solo conviven a diario con grandes y chicos, sino que además tener una mascota trae múltiples beneficios, explica la doctora Paula Viviani, pediatra de Clínica Alemana.

Entre ellos la especialista reconoce:

  • Mejoran frecuencia cardíaca y presión arterial
  • Alivian el sentimiento de soledad y depresión
  • Mejoran la vida social
  • Estimulan a los niños
  • Disminuyen el estrés
  • Refuerzan el autoestima
  • Mejoran el estado físico
  • Hacen reír
  • Fomentan valores como responsabilidad y fidelidad
  • Aportan calidez, cariño y amor

Asimismo, la doctora Viviani asegura que “el hecho de que los niños se relacionen con sus mascotas favorece el vínculo de apego, especialmente en aquellos que no tienen una figura de apego importante”.

Sin embargo, es innegable que existen algunos riesgos en la convivencia con las mascotas y, a pesar de que los beneficios superan a los riesgos, es importante prevenir, comenta la doctora Javiera Arancibia, pediatra de Clínica Alemana. “Estos disminuyen con la tenencia responsable de mascotas, lo que incluye vacunas y visitas periódicas al veterinario”, agrega.

Lesiones provocadas por mascotas

Entre los peligros que la especialista reconoce identifica 3 grupos: mordeduras, agresiones y transmisión de enfermedades zoonóticas (que se transmiten de animales a humanos).

Mordeduras de animales

Las mordeduras son uno de los motivos de consulta más frecuentes en la Urgencia Pediátrica, “pero la incidencia es más alta que la declarada porque la mayoría de los casos no llegan a la clínica, porque son muy superficiales”, dice la doctora Arancibia.

Las mordeduras de perro en niños pequeños (menores de 10 años) son más frecuentes en:

  • Cabeza.
  • Cara.
  • Cuello

“Son las zonas más afectadas, porque el niño está a la misma altura de la boca del perro. Mientras que en niños mayores y adultos las extremidades (especialmente miembro superior derecho) son las zonas más afectadas”, agrega.

Agresiones

Las agresiones o rasguños son más habituales en los gatos y la mayoría de las lesiones son superficiales y no precisan atención médica. Pero las heridas más profundas, como mordeduras, tienen una mayor incidencia de sobreinfección y de complicaciones (osteomielitis, artritis séptica, tenosinovitis) debido a lo afilado de sus dientes y la localización en manos.

Recomendaciones para evitar lesiones

  • Elegir la mascota cuidadosamente. No elegir mascotas que son agresivas por naturaleza.
  • Se aconseja adquirir la mascota cuando es un cachorro para que aprenda a socializar con los niños desde el inicio. El adiestramiento permite que la mascota adquiera confianza con el niño y la familia, y sea menos probable que se asuste y muerda.
  • Las mascotas deben acudir al veterinario periódicamente para mantener su vacunación al día y vigilar su estado de salud.
  • Nunca dejar a un niño o bebé a solas con una mascota.
  • En lugares públicos, mantener a las mascotas (perros) atados con una correa.

¿Qué debemos enseñar a los niños?

Sin embargo, no todo es responsabilidad del animal. Por lo tanto, los padres deben enseñar a sus hijos a:

  • No molestar a los animales (mascotas) cuando estén comiendo o durmiendo.
  • No tocar o jugar con animales callejeros.
  • No correr cerca de un perro porque les encanta perseguir y coger objetos.
  • No intentar separar a animales que se están peleando.
  • Pedir permiso al dueño de la mascota antes de acariciarla.
  • Conocer los signos de alarma de su mascota antes de que ataque.
  • Avisar inmediatamente si les ha mordido un animal.

Medidas preventivas: zoonosis

Estas enfermedades pueden afectar a los seres humanos de muchas formas diferentes. Resultan especialmente preocupantes cuando afectan a niños pequeños, lactantes, mujeres embarazadas y personas cuyo sistema inmunitario está debilitado debido a una enfermedad u otra afección.

“Los niños que todavía no han cumplido 5 años son los que están más expuestos debido a que su sistema inmunitario todavía se encuentra en proceso de desarrollo. Además, algunas infecciones que solo enferman levemente a un adulto pueden resultar mucho más graves en este grupo de población”, comenta la experta.

“Sin embargo, no es necesario que desistas de adquirir una mascota o que eches de casa al peludo amigo de la familia. Las mascotas pueden enriquecer tu vida familiar y, si adoptas una serie de precauciones, podrás proteger a tus hijos de las enfermedades trasmisibles”, agrega.

En este contexto, la especialista indica las siguientes medidas de precaución:

  • Lavado de manos después de jugar con la mascota.
  • Evitar besar o tocar a la mascota con la boca.
  • No compartir alimentos con la mascota.
  • Mantener limpia el área donde vive la mascota.
  • No dejar entrar a la mascota a lugares donde se preparan o manipulan alimentos.
  • No bañar ni limpiar a la mascota, su jaula o acuario en la cocina o baño. 

Revisa la charla completa a continuación: