Rescate

(+56) 22910 9911

Mesa Central

(+56) 22210 1111

Semana de la Lactancia Materna 2011: Hablar y ser orientada es fundamental

Semana de la Lactancia Materna 2011: Hablar y ser orientada es fundamental

02/08/2011
2 min lectura

Compartir en:

 

La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda que el amamantamiento sea hasta los seis meses, ya que esto reduce en un 20% la mortalidad infantil, fortalece el vínculo afectivo entre la madre y el bebé, tiene un impacto positivo tanto a nivel psicológico, digestivo e inmunitario -ya que previene infecciones en el niño-, y hasta se ha comprobado que influye en un mejor progreso visual y desarrollo neurológico de éste.

Además, la lactancia materna se traduce en un fortalecimiento de la autoestima para la madre, disminuye la depresión postparto, facilita la recuperación fisiológica y aumenta el gasto calórico, lo que ayuda a perder esos kilos extra que se acumularon durante el embarazo.

Sin embargo, para muchas mujeres amamantar a sus hijos no es tarea fácil, por diversos motivos, como inexperiencia o estrés, sumado a una serie de mitos ellas llegan a la Clínica de Apoyo a la Lactancia de Clínica Alemana para ser orientadas y ayudadas en este proceso.

El eslogan de este año, ¡Hablemos! Amamantar, una experiencia 3D”, tiene como objetivo conversar y orientar a las mamás para lograr una lactancia plena. Al respecto, la enfermera matrona Paula Alarcón, quien se certificó como consultora internacional de lactancia por la Internacional Board of Lactation Consultant Examiners (IBCLE) en Alemania, aclara las dudas más frecuentes.

  • Existen leches más consistentes que otras
    Falso. Todas las leches son de buena calidad, lo que varía es la cantidad, dado que algunas mamás producen leche en distintas cantidades de acuerdo al tamaño de la glándula mamaria y de acuerdo a la estimulación de la glándula mamaria.
  • La leche no debe dejarse a temperatura ambiente
    Falso. A 20°C y con una humedad normal, puede estar hasta 12 horas. Se pueden guardar en frascos o bolsas especiales para este fin o, simplemente, en una mamadera.
  • No es conveniente darles agua a los bebés cuando están en etapa de lactancia
    Verdadero. No es la idea, porque la leche materna cubre todas las necesidades hídricas de la guagua. Si el bebé recibe agua, pierde la oportunidad de alimentarse y la madre ve perjudicada su producción de leche, debido a la falta de estímulo.
  • El uso de extractores de leche disminuye la producción de leche, ya que no es igual a la estimulación del niño al pecho.
    Falso. Si bien la succión y estimulación del niño difiere con la del extractor. La mantención de la producción láctea una vez instalada la lactancia, está influenciada por el vaciamiento frecuente de los pechos, mientras más vacios puedan quedar y esto se realice frecuentemente, mejores resultados se obtendrán.
  • La mejor forma de acostar al bebé después de darle leche es boca abajo
    Falso. La recomendación de la Academia Americana de Pediatría es que todos los niños duerman de espalda, dado que hay estudios que han demostrado que esta posición contribuye a una baja en la incidencia de muerte súbita. Muchas mamás tienen temor a colocarlos así porque piensan que si regurgitan pueden ahogarse, sin embargo, cuando los bebés están de espalda tienden a girar la cabeza hacia el lado, por lo que es la posición menos riesgosa. Lo que no debe hacerse por ningún motivo es colocarlo de boca abajo o de guatita.

Este artículo se realizó con la colaboración de la enfermera matrona Paula Alarcón, quien se certificó como consultora internacional de lactancia por la Internacional Board of Lactation Consultant Examiners (IBCLE) en Alemania.

Clínica de Lactancia Materna
Teléfono: 2101111 anexo: 2208