Rescate

(+56) 22910 9911

Mesa Central

(+56) 22210 1111

La importancia de tener vacaciones

La importancia de tener vacaciones

02/01/2012
1 min lectura

Compartir en:

Pasaron las fiestas de fin de año y las personas se preparan para las tan ansiadas vacaciones. Pero ¿por qué es relevante tomarlas? Para la psicóloga de Clínica Alemana Solange Anuch, son un importante material para la salud mental, física, familiar y social. “Además de ser un tiempo de recreación para estar con la familia o seres queridos, también es una oportunidad para refrescar la mente con nuevos temas y actividades, algo que sirve para retomar o corregir la ruta que llevamos, un espacio para hacer balance de lo que estamos haciendo y así poder proyectarnos conmás entusiasmo”, sostiene.

La especialista aconseja tomarlas en dos fases para no concentrar todo en un periodo, pero debe haber una temporada central o más larga de al menos dos semanas para que la mente pueda alejarse de la rutina y abrirse a las vacaciones, libre de horarios, metas, controles y conexión permanente on-line.

Pero ¿cuál es la clave para ‘descansar y desconectarse’ y evitar el temido “estrés post vacacional”?
A pesar del cansancio de los últimos meses, lo ideal es intentar concluir las tareas pendientes antes de salir de vacaciones, aplicando una organización práctica y realista. Esto disminuye la presión y el estrés, alentando las ganas al momento de volver y reiniciar las tareas del siguiente año.

“El síndrome post vacacional disminuye cuando el espacio de trabajo está limpio de pendientes y las vacaciones han logrado reponer la energía y vitalidad. Es aconsejable hacer una visualización de cómo se quiere volver al trabajo días antes de comenzar y aceptar que el ritmo de las tareas laborales irán mejorando progresivamente conforme pasan los días”, enfatiza.

Solange Anuch también sostiene que para descansar en vacaciones es fundamental conectarse con las propias necesidades, escuchando al cuerpo y la mente, buscando espacios de libertad y removiendo actitudes rígidas que imponen horarios y sobrecontrol para uno y los demás.

No tomar vacaciones puede ser muy dañino y desgastante para el cuerpo y la mente. Algunas de las consecuencias pueden ser fatiga, estrés, aburrimiento, soledad, apatía, automatismo e, incluso, padecer alguna enfermedad física y psicológica.

No concentrar todo en las vacaciones de verano
La especialista advierte que también es importante organizar momentos de descanso y desconexión permanentes durante el año.

“En general, tener expectativas muy altas de las vacaciones de verano nos aleja de la realidad y favorece la frustración, por lo que es fundamental estar abiertos a ver lo que trae el día a día”, explica.

Durante el año es aconsejable dedicarse a trabajar cuando hay que hacerlo, en forma concentrada y productiva, combinando diariamente espacios de actividad corporal, reencuentro familiar, meditación o actividad al aire libre cercana a la naturaleza. Así también, se recomienda fomentar relaciones y redes de apoyo sanas y fuertes, las que son muy importantes como protección mental a lo largo del año laboral.

Unidad de Psiquiatría
Teléfono: 2101061