Rescate

(+56) 22910 9911

Mesa Central

(+56) 22210 1111

Semana mundial de la lactancia materna 2019

Apoyo del personal clínico

Semana mundial de la lactancia materna 2019

01/08/2019
3 min lectura

Compartir en:

Para que las madres inicien con confianza y seguridad este proceso, la Clínica de Lactancia de Clínica Alemana les ofrece educación y capacitación.

La Organización Mundial de la Salud, UNICEF y el Ministerio de Salud de Chile indican que la leche materna es el mejor alimento que puede recibir un recién nacido. De ahí que, durante la primera semana de agosto, se celebre todos los años la Semana Mundial de la Lactancia Materna. Los objetivos de esta iniciativa son: mejorar la salud de los lactantes, proteger, promover y apoyar esta forma de alimentación y de vínculo entre la madre y su hijo.

Clínica Alemana, a través del servicio de Clínica de Lactancia, realiza funciones de educación, capacitación, fomento y apoyo de manera transversal en todas las áreas de atención neonatal.

Para materializar sus funciones el equipo de enfermeras refuerza el proceso de lactancia realizando las siguientes actividades:

  • Asisten a las madres que tienen a un hijo hospitalizado.
  • Visitan en la habitación a las pacientes que requieren ayuda.
  • Atienden a las madres que, después de ser dadas de alta, tienen dificultades para mantener su lactancia en el hogar.
  • Dictan charlas prenatales a las parejas de padres que desean estar mejor preparados para recibir a su nuevo hijo

Para conocer más sobre este tema María Esther Sciberras, nutricionista de la Clínica de la Lactancia de Clínica Alemana mencionó algunas señales que indican una Lactancia exitosa.

  • Escuchar un sonido cuando el recién nacido traga.
  • Identificar que moja al menos seis pañales con orina clara al día y que sus deposiciones son amarillas y fluidas.
  • Aunque se debe recordar que los recién nacidos pueden bajar hasta un 10% de su peso durante los primeros 10 días de vida, debieran evidenciar un incremento en su peso pasado ese período.
  • Observar en la madre una eficiente producción de leche.

Beneficios de la lactancia materna

La lactancia materna satisface los requerimientos nutricionales e inmunológicos del recién nacido, favoreciendo su optimo crecimiento y desarrollo. Se ha relacionado con menor incidencia de enfermedades agudas como otitis, diarreas e infecciones urinarias y además hay estudios que la avalan como un elemento protector de enfermedades crónicas tales como obesidad. Posee ciertos compuestos que permiten un mejor desarrollo intelectual y cognitivo y además reduce los riesgos de muerte súbita.

También asegura la especialista, este proceso conlleva beneficios para la madre y su hijo.“Durante la lactancia se estimula el desarrollo facial del bebé y se genera un vínculo de apego entre la madre y su hijo, que entrega seguridad al recién nacido. También, la lactancia sería un factor protector frente a hemorragias postparto, cáncer de mamas y de ovarios, y también de osteoporosis”.

En Chile la prevalencia de lactancia materna ha ido en aumento -incrementándose un 10% en los últimos 10 años-, principalmente luego del inicio del post natal hasta los seis meses. “En efecto, el Ministerio de Salud (Minsal) estableció como meta al 2020 alcanzar el 60% de lactancia al sexto mes”, acota la nutricionista.

Consejos para una lactancia exitosa

La Clínica de Lactancia propone:

  • Iniciar la lactancia materna tempranamente (idealmente dentro los primeros 60 minutos post nacimiento junto al apego, independiente si es parto o cesárea).
  • Debe ser el alimento exclusivo hasta los seis meses de edad, luego la lactancia materna se debe complementar con alimentos hasta los dos años de vida según la Organización mundial de la Salud (OMS).
  • Probar distintas posiciones hasta encontrar la más cómoda para ambos durante la lactancia.
  • El estímulo de succión genera mayor producción de leche materna, no necesariamente el aumento de ingesta de líquidos, aun así, es recomendable beber de 2 a 3 litros al día.

Se recomienda ofrecer lactancia exclusiva hasta los seis meses de vida para luego comenzar a introducir alimentos complementarios y mantener su aporte, idealmente hasta los dos años. Sin embargo, muchos se preguntan si la calidad nutricional de la leche materna se mantiene conforme el niño crece. “La leche materna es un fluido vivo y cambiante que se adapta a los requerimientos nutricionales e inmunológicos que modifica su composición en la medida que el niño se desarrolla y necesita otros nutrientes y factores de protección”.

Es así como durante el periodo post parto se producen diferentes tipos de leche en la glándula mamaria, los cuales son:

  • Calostro: se produce durante los primeros tres a cuatro días después del parto. Es un líquido amarillento y espeso, de alta densidad y poco volumen. En los tres primeros días postparto el volumen producido es de 2 a 20 ml por toma, siendo esto suficiente para satisfacer las necesidades del recién nacido.
  • Leche de transición: entre el 4º y el 6º día se produce un aumento brusco en la producción de leche (bajada de la leche), su composición varía día a día hasta alcanzar las características de la leche madura.
  • Leche madura: sus componentes cambian constantemente y en los distintos horarios del día. Estas variaciones no son aleatorias, sino funcionales relacionadas con las necesidades del niño.

Más información sobre mantención de leche extraída, normas de higiene y todas las dudas que pueden surgir en este período, se pueden consultar desde el 1 al 7 de agosto a especialistas de la Clínica de Lactancia que se ubicarán en el Hall Central de Clínica Alemana Vitacura.

Clínica de Lactancia de Clínica Alemana

Clínica de Apoyo Lactancia

La lactancia constituye un pilar fundamental en el desarrollo y crecimiento.

Más Información