Controles pediátricos que no se pueden dejar pasar

Controles pediátricos que no se pueden dejar pasar

07/05/2020
2 min lectura

Compartir en:

La mejor manera de asegurar un crecimiento saludable de los niños es no descuidar los controles sanos de salud pediátricos, sobre todo en lactantes, y también las evaluaciones de niños con enfermedades crónicas. Por eso es fundamental no perder el contacto con el pediatra y, en caso de consultas presenciales, tomar todas las medidas de distanciamiento social y protección, con el fin de evitar los contagios del Coronavirus Covid-19.

La importancia del control sano radica en que se realiza una evaluación del crecimiento y desarrollo, se hacen indicaciones de alimentación, de vacunas y también se pueden detectar precozmente problemas de salud infantil.

“En el caso de los menores de seis meses, estamos hablando de una población que tiene cambios que son muy importantes, tanto en su crecimiento de peso y talla, como también en el desarrollo psicomotor. Por lo tanto, es importante pesquisar algunas alteraciones tempranamente”, señala la pediatra y  jefa de la Unidad de Cuidados Intensivos Pediátricos de Clínica Alemana, Isabel González.

Aquí es fundamental la consulta de los 7 a 10 días, que es obligatorio. También al mes y dos meses. Luego, “al menos deben mantenerse los controles de los cuatro y seis meses”, explica la doctora.

También son impostergables las vacunas del Plan Nacional de Inmunizaciones en todas las edades obligatorias (4, 6, 12 y 18 meses). “De otra forma vamos a empezar a tener infecciones que ya teníamos controladas, como el coqueluche o la meningitis”, agrega la especialista, quien recalca la importancia de mantener al día el calendario de vacunas.

En el caso de niños sanos más grandes también está la posibilidad de una teleconsulta disponible a través de Alemana Go, donde pueden acceder a horas online con especialistas. En esta cita, el pediatra puede evaluar la necesidad de una consulta presencial.

 

<< Conoce aquí el nuevo servicio de Consulta Online >>

 

Por otra parte, hay menores con enfermedades crónicas que requieren de control y cuidados regulares para mantener controladas patologías como diabetes, hipotiroidismo y otras enfermedades endocrinológicas o la obesidad.

“Lo que no nos puede pasar es que haya niños que tengan enfermedades crónicas que se descompensen porque no se están tomando los medicamentos o no estén teniendo seguimiento con sus médicos tratantes respectivos”, advierte la doctora. Y también añade: “En algunos casos la consulta puede ser presencial, en otros puede ser online, pero no puede ocurrir que pasen meses sin que estos niños se controlen con su especialista”. 

En esta misma línea, enfatiza en que en este periodo es aún más importante ser rigurosos con el cuidado de estas patologías. “De otra forma vamos a tener niños con cetoacidosis diabética, con hipotiroidismo severo o con inmunosupresión”, explica.

Atención con todas las medidas de seguridad para los niños y sus familias

Clínica Alemana ha establecido un estricto protocolo para la realización de consultas ambulatorias y también para la toma de exámenes.

Se aconseja que los niños que asistan a controles o a vacunarse lo hagan en  compañía de un solo adulto. Junto con esto, es fundamental mantener el distanciamiento social de al menos un metro, usar mascarilla, toser o estornudar cubriéndose con un pañuelo desechable o con el pliegue del codo.

Revisa aquí los protocolos de seguridad de Clínica Alemana