Los chequeos preventivos le permitieron a Andrés evitar un infarto

Los chequeos preventivos le permitieron a Andrés evitar un infarto

24/09/2021
2 min lectura

Compartir en:

“Quienes me conocen me consideraban una persona sana, pero hay cosas que son solo aparentes y el tema del corazón no te da aviso y puede ser tarde cuando se manifieste el problema”, partió relatando Andrés Ellena, quien gracias a los chequeos preventivos que le solicita anualmente su empresa, pudo detectar que tenía una enfermedad al corazón.

En octubre del año 2020, Andrés no se sentía completamente bien, pero decidió hacer caso omiso a su falta de energía. Sin embargo, trabaja en una empresa minera de alta montaña, donde sus principales funciones se desarrollan en altura. Por esto, cada año asiste a la clínica para realizarse los exámenes que le permiten subir a la mina, siempre y cuando los resultados no salgan alterados.

En este último análisis, el test de esfuerzo arrojó un desajuste. Por eso, el médico a cargo de realizar el examen le sugirió verse con un especialista. “Lo hice de inmediato y se me detectó una placa de colesterol en una arteria. Me hicieron 2 TAC coronarios y evidenciaron que tenía entre un 50% y un 60% de obstrucción”, lo que podría haber terminado en un infarto cardiaco si no recibía el tratamiento adecuado, explica.

¿Se puede prevenir un infarto?

A diferencia de lo que muchos piensan, prevenir un infarto agudo al miocardio es perfectamente posible ¿Cómo hacerlo? En primer lugar, controlando los factores de riesgo modificables, explica el doctor Luis Sepúlveda, cardiólogo de Clínica Alemana.

Entre ellos, se encuentran:

Pero esto no es todo, dice el especialista. “La prevención no pasa solo por saber que uno no fuma o come relativamente sano. A medida que avanza la edad, aumenta nuestro riesgo de tener una enfermedad coronaria. Por eso, la prevención debiera partir con controles médicos periódicos y en diferentes momentos de la vida”, sentencia.

“La gente joven, bajo los 40 años, debe evaluar los factores de riesgo y tomarse exámenes de sangre. Sobre los 40 años agregar un electrocardiograma y un test de esfuerzo es útil porque nos permite diagnosticar precozmente”, agrega el doctor Sepúlveda.

Así lo confirma la historia de Andrés y su mejor amigo, Leo. Ambos eran deportistas hace más de 20 años. De hecho, se declaraban amantes del montañismo, práctica que realizaban habitualmente juntos.

A pesar de que eran deportistas, ambos tuvieron alteraciones en sus exámenes y fueron derivados con un cardiólogo. ¿La diferencia? Leo decidió postergarlo. “Lamentablemente, en julio, haciendo una de las cosas que a él le gustaba, de un minuto a otro sufrió un infarto y falleció”, recuerda Andrés con tristeza. 

Por esto, es especialmente enfático en recordar la importancia de realizarse chequeos preventivos. “En octubre del año pasado definitivamente yo no me sentía bien, pero ahora volví a mi energía de los 40 años”, asegura.

“Definitivamente en Clínica Alemana sientes esa tranquilidad de que se va a hacer que tú reestablezcas tu salud y te sientas de nuevo con ganas de enfrentar nuevos desafíos en la vida”, cierra. 

Revisa el testimonio completo a continuación:

Medicina Preventiva

Dedicada a detectar tempranamente factores de riesgo de aquellas enfermedades más relevantes en Chile y el mundo.

MÁS INFORMACIÓN