Rescate

(+56) 22910 9911

Mesa Central

(+56) 22210 1111

Etapas de la leche materna

Calostro

Primeros 1-3 días de vida. Espeso, escaso y muy rico en anticuerpos. Capacidad gástrica promedio de un niño de un día de vida = 6 ml (una cucharadita). ¡Por eso comen tan seguido! Y no debemos esperar que tengan horario de alimentación.

Leche de transición

Es producida por la madre desde aproximadamente los cuatro días de vida del bebé hasta que la lactancia ya se ha establecido, alrededor de las cuatro a seis semanas post parto. Es el paso de calostro a leche madura. Hay mayor producción y las tomas se van espaciando paulatinamente. La primera leche que sale del pecho (primeros cinco a siete minutos) hidrata y quita la sed. La leche que sale después es más rica en grasas y proteínas, satisface y hace engordar al niño.

Recomendación: ofrecer cada vez un lado hasta que el niño lo vacíe, para que tome los dos tipos de leche y si quiere más, ofrecerle el segundo lado. La vez siguiente, partir por el lado que menos tomó la vez anterior. Capacidad gástrica a los tres días de vida = 25 ml aprox. y a los siete días de vida = 50 ml aprox.

Leche madura

Se produce una vez que la lactancia está establecida, desde la cuarta a sexta semana post parto en adelante. Es más homogénea en contenido de grasa desde el principio hasta el final.

En las primeras dos semanas de vida del recién nacido se define el volumen total de leche diario que producirá la madre el resto de su lactancia. Mientras más frecuentemente tome pecho el niño en ese periodo, más leche tendrá la madre después. Por esta razón es importante no limitar la lactancia a tantos minutos por lado de pecho, sino aprender a reconocer cuando su hijo/a logra vaciar la mama, para así estimular correctamente y mantener una producción de leche acorde a los requerimientos del niño.

Técnicas de amamantamiento

  • Situarse en una posición cómoda con la espalda y los pies bien apoyados. Si lo desea puede usar un cojín para apoyar el brazo.
  • El niño debe estar siempre girado hacia la madre; abdomen con abdomen, quedando la oreja, hombro y cadera del niño en una misma línea.
  • Sostener el pecho con los dedos de tal forma de moldearlo en relación a la apertura de la boca del bebé, en caso de pechos grandes puede ser útil sujetarlo por debajo, teniendo la precaución de hacerlo desde su base, junto al tórax, para que los dedos no dificulten el acople del niño.
  • Estimular el reflejo de apertura de la boca rozando entre nariz y labio superior del niño con el pezón.
  • Se debe dejar que el niño huela el pezón, extienda su cuello hacia atrás y en el momento en que abre grande la boca, acercarlo al pecho.
  • El niño debe quedar con el mentón pegado al pecho, el cuello ligeramente extendido hacia atrás y la nariz despejada. La lengua del bebé está debajo de la areola y extrae la leche sin comprimir el pezón. Se observa más areola por encima de la boca de la guagua que por debajo (agarre asimétrico), la boca de la guagua está bien abierta y los labios, especialmente el inferior, están evertidos (como boca de pescado).
  • Amamantar no debe doler, si duele revisar si el labio inferior quedó invertido y corregirlo. Si aún duele, retirar al niño y volver a ponerlo hasta hacerlo sin que la madre sienta dolor. Se introduce el dedo índice o meñique dentro de la boca por la comisura labial, separando las encías del niño de manera que muerda el dedo y no el pezón al salirse.

La leche materna no tiene costo, es estéril, tiene la temperatura perfecta y está disponible siempre que el niño lo requiere.

¿Cómo sé si mi hijo se está alimentando bien?

  • Se escucha la deglución.
  • Sueño tranquilo.
  • Producción de leche constante.
  • Pezones y pechos blandos y sanos.
  • Aumento de peso normal.
  • Al menos seis pañales mojados al día.
  • Deposiciones fluidas color amarillo mostaza desde los tres a cinco días de vida.

Beneficios de la Lactancia Materna

Para el niño: es el mejor alimento, natural y específico para cada niño. Se considera “la primera vacuna” del recién nacido, ya que aporta anticuerpos contra diversas enfermedades y promueve el desarrollo del sistema inmune. Estudios muestran menor riesgo de sufrir meningitis, enfermedades inflamatorias del intestino, otitis, enfermedades respiratorias, diarrea y alergias, entre muchas otras. Favorece el desarrollo psíquico, neurológico, intelectual y la autoestima, y es la base para el establecimiento del apego.

Para la madre: ayuda a perder la grasa ganada en el embarazo, ya que se gastan alrededor de 600 calorías al día en producir leche. Disminuye el riesgo de cáncer de ovarios y de mamas, ayuda a espaciar los embarazos, aumenta la autoestima, disminuye el riesgo de anemia y de depresión postparto.

Para la sociedad: refuerza los lazos afectivos, disminuye la incidencia de maltrato infantil, hay ahorro económico por conceptos de alimentación, hospitalización y medicamentos.

Recomendaciones para la madre

En su hospitalización

Utilice el tiempo de hospitalización como una oportunidad para practicar los cuidados de su hijo/a bajo la supervisión experta del personal del Servicio de Neonatología.

Permanezca el mayor tiempo posible con su hijo/a en la habitación, de tal manera de ir conociéndolo/a y resolviendo dudas a medida que se presentan.

Tenga mucha paciencia y confianza en sí misma y no realice comparaciones: es un proceso de aprendizaje mutuo, gradual, toma tiempo. En caso de necesitar ayuda busque asesoría en el personal del Servicio de Neonatología.

Generales

Ofrezca el pecho a libre demanda, sin restricciones, especialmente las primeras dos semanas de vida de su hijo/a. Esto le asegurará tener una abundante producción de leche.

Practique diversas posiciones hasta encontrar la que más le acomode a usted y su hijo/a para amamantar.

Aliméntese en forma sana y equilibrada. No existen los “alimentos prohibidos”.

Evite el uso precoz de mamaderas y chupetes, ya que se asocian a dificultades en la lactancia al provocar en los niños una succión distinta a la que se realiza en el pecho.

Tome agua en respuesta a la sed, sin exagerar. La producción de leche no se relaciona con los líquidos ingeridos.

Evite el uso precoz de fórmulas lácteas u otros suplementos en los recién nacidos, que afectan negativamente el establecimiento de la lactancia. Su uso se justifica solo en casos determinados y con indicación médica.gía.

Para pensar

El ser humano es, por esencia, mamífero. Los mamíferos maman y dan de mamar. Salvo casos excepcionales, no existe ninguna razón para que una madre que desea dar pecho tenga baja producción de leche. Como madre, solo debe mantener el pecho accesible y dejar que su hijo/a utilice sus instintos y reflejos.

Según estadísticas de la UNICEF, hasta el año 2011 en Chile el 77% de los niños menores de un mes se alimentaba con leche materna en forma exclusiva, disminuyendo bruscamente a un 64% a los 3 meses y solo un 41% a los 6 meses.*

Antes de la Campaña “Elige Amamantar” -impulsada por el gobierno- y del post natal extendido, solo un 10% de las mujeres que formaba parte del mercado laboral mantenía lactancia materna exclusiva al sexto mes; la meta ahora es elevar esa cifra al menos al 50%. En Chile, el 20% de los niños recibe leche artificial al primer mes de vida.

*Fuente: Lactancia materna en APS, Ministerio de Salud, Gobierno de Chile.

Clínica de Lactancia

Pueden existir algunas situaciones y problemas imprevistos en la lactancia, para lo cual Clínica Alemana de Santiago cuenta con la Clínica de Apoyo a la Lactancia, beneficio exclusivo y sin costo para madres que tienen a su hijo en Clínica Alemana. Funciona como una consulta individual en la cual se tratan los problemas específicos que cada madre pueda presentar y se resuelven dudas.

Horario de atención:

Lunes a viernes de 8:30 a 16:00 hrs.

Se puede acceder a la atención después del alta, llamando al 22910 840022910 8240 en horario hábil. En horario inhábil puede llamar al 22910 848422910 8485 o mandando un E-Mail a clinicalactancia@alemana.cl

Infórmate sobre nuestras charlas y talleres sin costo, de lactancia y maternidad en:
Teléfono: 22586 6082 22586 6083
E-Mail: centroextension@alemana.cl
www.alemana.cl/centroextension
banner-sport
img-pop-folleto

Completa el siguiente formulario para la descarga del folleto

(*) Datos obligatorios.

Centro de Extensión

Inscripciones sin costo:
Tel: (56) 22586 6082 - (56) 22586 6083 | E-mail: centroextension@alemana.cl